IV Duatlón Villa Marinera de Luanco

Ayer por la mañana se celebró el IV Duatlón Villa Marinera de Luanco donde el CAO Triatlón tuvo una gran representación con 10 integrantes en carrera y otros cuantos entre el público. Alfredo Vargas nos cuenta cómo fue su carrera en esta crónica que nos ha mandado.

Ocho de la mañana. El despertador suena casi imperceptible y esos números luminosos de color rojo me recuerdan que hay competición. Mi cabeza manda órdenes que el resto del cuerpo se niega a obedecer, aunque al final se incorpora de mala gana.

Un zumo de naranja, un café caliente bien cargado y unas galletas despiertan el resto de la musculatura y comienza el ritual de preparación para estar dispuesto en mi primera carrera de esta temporada. No me falta nada.

Nueve de la mañana. Estoy preparado y ahora es el coche el que no quiere desperezarse. Inmediatamente llamo a la asistencia del seguro y mando un Save Our Souls para que alguien me recoja el dorsal. Siempre hay alguien ahí detrás en este equipo.

Diez y cuarto de la mañana. Llego a Luanco. Hace frío, mucho frío. Al menos no llueve y la carretera está seca.

Casi sin tiempo para nada, me dirijo a la playa y encuentro a Dani con Chema Virgili, que me entregan el dorsal. Pongo las pegatinas y con una minivuelta por la Avenida del Gallo me dirijo a la zona de boxes. Allí nos encontramos todos los integrantes del equipo que vamos a participar (David, Sergio, Miguel Carballal, Fer, Carlos, Dani, David Revilla, Chema Virgili, Ramón) y en los bordes del circuito se sitúan Pompe, Pompe junior, Luisa y Eva con su cámara, que se propone dejar constancia de esta locura. Un mucho de charla con compañeros duatletas, un poco de trote para calentar y a la salida.

DSC01203

Once de la mañana. Comienza la carrera. Salida muy rápida y enseguida me doy cuenta que tengo que reservar si no quiero pagarlo en la bicicleta. Detrás de mí únicamente se sitúa Chema y Miguel. Cuando me cruzo con la cabeza, veo muy bien colocados a David y Sergio, junto con Luis Hevia y LuisFer. Un poco detrás avanzan Fer, Carlos, Ramón, David Revilla y Dani, ofreciendo una gran impresión todos y cada uno de ellos. Oigo los gritos de ánimo de Pompe y Chus. También está Rodrigo Vallina, que anima con sus palabras y sus fotografías. Tampoco me olvido de Chemón que gritó lo suyo. Sigo manteniendo mi ritmo y concluye el primer sector de forma discreta, con algo de ventaja sobre Chema y un poco más sobre Miguel, pero con fuerzas y ganas para el sector de bicicleta.

Desde el inicio conecté con dos duatletas del EMC y los tres dimos caza a un cuarto, formando una minigrupeta hasta el final del sector. La carretera en la Avenida del Gallo está muy rota y hay que ir con mucho cuidado. En ese momento sientan de maravilla los ánimos de Tiburón Acuña. Por la recta de Moniello sopla el frío viento del norte. Todo esto convierte el circuito, ya traicionero y enrevesado de por sí, en un sector bastante duro, donde gran parte de mis reservas energéticas se consumen rápidamente. Nos cruzamos con varios grupos y veo a casi todos nuestros representantes muy bien colocados. No gano ninguna posición pero tengo la sensación de no haber perdido, o de haber pedido muy pocas.

En el último sector salgo con la intención de mantener mi posición. Ya no tengo visión de la cabeza de carrera. Poco a poco voy cruzándome con menos duatletas, lo que es señal de que la distancia está decreciendo. Se aprecia en los rostros que el esfuerzo ya está siendo considerable. Me encuentro bien pero voy algo justo, además de que el frío me ha afectado más que en otras ocasiones.

Por fin veo el arco de meta. Acelero. Entro. Se acabó.

Hay que abrigarse y tomar algo caliente. Rápidamente me dirijo al guardarropa y coincido con David y Sergio,  para luego reunirnos con el resto del equipo. Comentamos la prueba. Todos hemos acabado y ha sido una buena carrera.  Al final somos quintos por equipos  y tenemos a David y a Carlos en el podio. Estamos contentos.

Muchas gracias a Pompe, Diego, Chus, Luisa, Eva, Chemón y Rodrigo por los ánimos, que tuvieron mucho mérito. A la organización y a la federación por el trabajo realizado.

Y al CAO Triatlón. Nuestro equipo.

DSC01461

Deja un comentario